Sobreviviendo el abuso sexual infantil en la adultez
December 18, 2017
¿Está usted sobreactuando?
January 17, 2018

¿Está su pareja ayudandole a florecer?

Guzman Psychotherapy

Cuando pensamos en embarcarnos en una relación, el hecho de que nuestra pareja nos permita florecer o no puede no ser el primer pensamiento en nuestras mentes. La atracción a menudo nos puede cegar ante asuntos más profundos. El problema es que esto significa que a veces podemos encontrarnos en situaciones difíciles con un compañero que no es bueno para nosotros emocionalmente: un compañero que no nos permite prosperar. Esto puede conducir a la infelicidad y el descontento.

Aunque es deseable tener estos pensamientos más profundos en mente al encontrar un compañero o compañera, tampoco es demasiado tarde para evaluar qué tan buena es nuestra relación actual para nosotros.

Uno de los ingredientes clave en una relación feliz es si una persona lo apoya o lo menosprecia: si emocionalmente le permite prosperar o hacer que se marchite. Considere por unos momentos su propia relación. ¿Su pareja le permite florecer?

Veamos primero que es ser alguien que apoya y potencia lo positivo en otra persona y luego, en segundo lugar, la importancia de florecer.

Ser un potenciador de lo positivo.

Al apoyar a una persona, podemos ayudarle a hacer que las cosas sean posibles para el o ella. Usado en un sentido positivo, esto significa que apoyaríamos los planes de nuestra pareja y alentaríamos sus sueños. No los socavaríamos y menospreciaríamos, ya que esto inevitablemente reduciría su confianza y autoestima.

Ser un potenciador de lo positivo es un comportamiento desinteresado. Ocurre porque amamos y queremos lo mejor para nuestra pareja. Anhelamos verlos felices, y constantemente ofrecemos maneras de ayudar a que esto sea posible. No se trata de tomar el control o dirigir a nuestra pareja. No implica el control abierto o encubierto de ellos. Se trata de ser una presencia de apoyo.

¿Cómo es su propia relación? ¿Potenciando o socavando?

¿Es así como funciona su relación? ¿Busca su pareja formas de apoyarle, capacitarle o dedicarle tiempo a socavarlo? ¿Consideran sus planes y pensamientos y los toman en cuenta en sus propias decisiones? ¿O pasan por alto sus sueños y priorizan los suyos? Cuando busque compañía o mire a su pareja ahora, considere cuánto le ayuda a florecer y hacer su vida posible. Por el contrario, ¿cuánto contribuye a socavarlo y frustrarlo? También es igualmente importante mirar el ejemplo que ofrece usted sobre esto. ¿Es usted una presencia solidaria en la relación? ¿Realmente habilita a su pareja para que florezca?

¿Está usted floreciendo?

Si su pareja le atiende, se preocupa por sus necesidades, controla que las cosas vayan bien y le ayuda a hacer las cosas posibles, le está ayudando a florecer. Todo lo hace para que pueda florecer y prosperar. Este es el acto desinteresado de una pareja amorosa. Es una faceta vital de una buena relación saludable y nos proporciona un profundo sentimiento de amor y satisfacción.
Permitir que su pareja florezca

Sabiendo cuán importante es apoyar a nuestra pareja dentro de una relación, aquí hay algunas ideas sobre cómo mantener la idea de florecer en el corazón de su relación, tanto en la recepción como en la entrega:

Evite socavar a su pareja de forma privada o pública.

Sea una presencia alentadora. Esto no es falso positivismo o ignorar obstáculos verdaderos, es una mentalidad que pone un apoyo genuino en el corazón de la relación.

Nutra a su pareja. Muestre cuidado y preocupación, piense en las esperanzas y los sueños de las personas como plantas tiernas. ¿Quiere pisotearlas o nutrirlas para lograr un bello fruto?

Ofrezca elogios y gratitud. Dar a nuestra pareja por sentado es lo más fácil de hacer. Recuerde mostrar apreciación continuamente.

Pasen tiempo juntos. Incluso con vidas ocupadas y especialmente con niños a quienes cuidar, es esencial que las parejas prioricen el tiempo que pasan juntos. Tómese el tiempo para relajarse, para ser solo ustedes dos, para fortalecer la base de su relación y para asegurarse de mantener su conexión en el buen camino.

Escuche y comuníquese de manera efectiva. Reserve tiempo cada día para comunicarse realmente con su pareja. No se trata de cuestiones prácticas, como los niños, el cuidado de los padres u otros planes para la vida cotidiana. Pero para hablar sobre preocupaciones y sentimientos dentro de la relación.

Recorte las cosas de raíz y exprese su opinión. Si ha ocurrido algo negativo en la relación, elija un momento apropiado y hable sobre ello. Asegúrese de que su voz se escuche calmada siempre que sea posible.

Toma tiempo y esfuerzo apoyar y ayudar a que nuestra pareja prospere. Al igual que con nuestro jardín, solo con cuidado y atención es un espectáculo vibrante y hermoso. Es igual dentro de nuestras relaciones, requiere tiempo, cuidado y altruismo para que nuestras parejas florezcan.

Entonces, cuando piense en entablar una relación a largo plazo, considere enfocarse en encontrar a alguien que le permita prosperar. Si ya está en una relación, puede ser una llamada de atención para atender estos problemas. Tal vez se haya deslizado en algunos patrones negativos donde el tiempo juntos no es una prioridad y ha habido una pérdida de enfoque y cuidado en la relación. Todas estas cosas se pueden mejorar con la conciencia, la comunicación y la voluntad de mirar con sinceridad sus sentimientos y los problemas que enfrentan como pareja.

Recuerde pensar en ambas partes dentro de la relación: observe lo que su pareja le ofrece y también mire lo que usted le ofrece a su pareja. Mire si ambos ofrecen el tiempo y la inversión en su relación dentro de un marco positivo y gratificante. Evalúe si ambos están floreciendo, brillando intensamente y progresando con sus metas y sueños.

Una relación feliz, donde los individuos y la unión prosperan y florecen, es hermosa y visible para todos. Y la buena noticia es que este florecimiento se puede lograr, no a expensas de los demás, sino trabajando uno al lado del otro.