Mitos y verdades acerca de la depresión
October 16, 2017
Depresión posnatal: signos, síntomas y tratamientos para combatirla.
October 30, 2017

Técnicas para convertirse en una persona más asertiva

Guzman Psychotherapy

Las situaciones que implican confrontación o desacuerdo pueden ser difíciles para muchas personas. En el calor del momento, muchos de nosotros podemos estar de acuerdo con cosas que no nos agradan, o incluso enojarnos y ponernos a la defensiva con aquellos que creemos que nos critican. Estas reacciones son comunes, y ser agresivo a menudo se confunde con ser asertivo. Sin embargo, aunque ambos son estilos de comunicación, ser asertivo es la capacidad de expresar nuestras opiniones y puntos de vista de manera firme (pero con calma). Comunicarse con los demás de esta manera puede ayudar a prevenir los sentimientos de enojo, insuficiencia y baja autoconfianza que de otro modo podrían llevar a la infelicidad y la miseria. Las técnicas de asertividad pueden ayudar con esto.

Prosigamos a realizarnos las siguientes preguntas:

1. ¿Se enoja cuando otros desafían su punto de vista?
2. ¿Evita situaciones en las que existe la posibilidad de enfrentamiento? ¿a pesar de que signifique que sus necesidades serán pasadas por alto?
3. ¿Siente que al decir lo que quiere es egoísta?
4. ¿Complace los deseos de los demás para luego arrepentirse?
5. ¿Dice cosas apresuradas y las lamenta más tarde?
5. ¿Siente que su confianza en sí mismo se ve afectada por la forma en que otros le tratan?
7. ¿Siente que sus opiniones y valores son pasados ​​por alto por quienes le rodean?

Si usted respondió “si” a alguna de las preguntas anteriores, entonces el ser asertivo con quienes lo rodean puede ser un problema para usted. En este articulo le daremos algunas técnicas que pueden facilitarle el proceso de convertirse en una persona más asertiva.

El primer paso para ser una persona más asertiva es comenzar a pensar más asertivamente y luego convertir esos pensamientos en actuar de manera asertiva. Todos tenemos una "lista interna" de reglas que son responsables de nuestro comportamiento y están respaldadas por nuestros pensamientos. A veces, los pensamientos que tenemos pueden funcionar en contra de nosotros, y aquí es cuando debemos pensar con asertividad y desafiar estos pensamientos preguntándonos si nos están ayudando a expresar nuestros puntos de vista de la manera correcta.

Por ejemplo, ¿Usted siempre intenta complacer a todos a su alrededor para evitar situaciones difíciles? Este tipo de comportamiento puede mantenerse con pensamientos tales como "Si hago lo que quieren, entonces no estarán enojados conmigo" o "No quiero perder su respeto, así que no debo cuestionar sus puntos de vista.” Cuestionar estos tipos de pensamientos negativos y las consecuencias percibidas ayudará a examinar su "lista interna" y le permitirá probar la validez de sus pensamientos. Pregúntese cuál sería el peor resultado que podría obtener si no sigue estos pensamientos. Recuerde, si sus reglas funcionan en su contra, ¡cámbielas!
Otras técnicas de asertividad incluyen:

Lenguaje corporal: tenga en cuenta su postura corporal. ¿Está inquieto, haciendo suficiente contacto visual o parece desinteresado en la situación? Tenga en cuenta que también nos comunicamos a través del lenguaje corporal, así que recuerde cómo se para o se sienta, los gestos que usa, cómo mira a las personas y su voz, todo ayuda a transmitir cómo se ve en relación con la persona con la que está hablando. Si está encorvado y torpe, habla en un susurro y evita el contacto visual, está sugiriendo que la otra persona es más importante que usted. Si, por otro lado, está demasiado cerca de alguien y le grita en la cara, es probable que la otra persona sienta que usted está siendo agresivo. Alguien que se comunica asertivamente se parará o se sentará de forma vertical y relajada, establecerá contacto visual y tendrá una expresión abierta.

Tono: ¿Su tono de voz es apropiado? ¿Está hablando en voz alta o suave? ¿Está hablando claro? Puede practicar el hablar con asertividad grabándose y escuchando como suena su voz y tono. Además, afirmaciones basadas en sí mismo como '' Yo siento ... '', “Yo creo ... '', “Me gustaría ...” muestran que usted está tomando responsabilidad de sus sentimientos, en lugar de culpar a alguien más (p. ej., "Me haces sentir ...").

La otra persona: usted debe reconocer el punto de vista de la otra persona. Esto les hará saber a los demás que usted está escuchando y se está preocupando por lo que está sucediendo, no solo descartando o menospreciando lo que ellos están diciendo. Si por el contrario, la otra persona no parece estar escuchando, adhiérase a su punto. Repítalo con calma hasta que sienta que está siendo escuchado.

Práctica: aprender a ser más asertivo requiere práctica. Puede probar respuestas asertivas frente a un espejo, o conseguir un amigo para que le de retroalimentación y sugerencias. También es importante pensar en cómo la otra persona puede reaccionar y cómo usted puede lidiar con esto.

Recuerde, las situaciones que involucran conflicto pueden ser menos difíciles cuando se es asertivo. Evitar conflictos puede ser emocionalmente dañino y causar una variedad de problemas. Trabajar con un terapeuta para mejorar sus habilidades de comunicación asertiva y practicar técnicas de asertividad puede ayudar a garantizar que sus necesidades se escuchen y se respondan con más frecuencia.